Prueba BMW C 650 GT. Interurbana.

La BMW C 650 GT es el máximo exponente de scooter del fabricante alemán.

BMW C 650 GT ( Madrid-A1 )

BMW tardó muchos años en entrar en el mundo de los scooter. Su primer intento fue la BMW R 10 en 1936 que se quedo solo en una moto de pruebas pues no llego a fabricarse en serie.

BMW R 10 (1936)

El motivo fundamental de no producirla fue la adquisicion por parte del fabricante aleman de un vehiculo de tres ruedas de patente italiana, el Iseta que se vio como el vehículo urbano económico. Así que la R-10 se quedo solo en proyecto.

Mucho mas tarde en 2001 BMW se decidió a producir un scooter propio. Como siempre busco la máxima innovación y surgio el C1 . Completamente carrozado, incluido el techo era monoplaza, porque en el asiento trasero fuera del habitáculo podía viajar un pasajero agarrado a las barras del techo en una posición tan extraña que nunca vi un pasajero ahí sentado. El concepto era tan singular y especial que no encontró el hueco en el mercado. La teoría era buena como vehículo exclusivamente urbano, pues entre otras cosas no era necesario la utilización de casco de protección ( no en todos los paises ) para el conductor que disponía a cambio de un cinturón de seguridad. La moto no arrancaba si no estaba abrochado el cinturón y una carrocería deformable, capaz da aguantar impactos. Al contrario que en cualquier moto si tenias una caída lo que había que hacer era quedarte dentro, sin sacar los brazos y que la carrocería se encargara de absorver los impactos y proteger al conductor.

BMW C1 200 (2001)

Su pequeño motor monocilindrico de 176 c.c. unido a su elevado peso, no resultaron de agrado para el publico al que iba destinada, los conductores de automóvil que quisieran un vehículo urbano con las ventajas de una moto y casi la protección de un automóvil. Aunque posteriormente se fabricó un C1 con motor de 200 c.c. no llegó a conseguir las ventas esperadas y a pesar del gran esfuerzo de desarrollo dejo de producirse.

BMW C 650 GT (2014)

No fue hasta el año 2012 en que BMW presentó su verdadero scooter, el BMW C 650. De formas y estilo muy similar a los grandes scooter de Yamaha, Honda y Suzuki que llevaban varios años en el mercado y con buena aceptación y ventas se presentaron dos versiones BMW C 650 Sport y BMW C 650 GT.

Con este modelo, que sufrió algunos problemas de juventud al principio, BMW consiguió una cuota de mercado suficiente, diferenciándose entre la feroz competencia por su diseño inconfundible, la calidad y tecnología del fabricante bávaro. La última versión de esta moto urbana esta consolidada como uno de los mejores scooter de la actualidad por prestaciones, acabados y estilo. Ambos modelos se renovaron en 2015.

Comparte mi contenido
  • Facebook
  • Twitter
  • Add to favorites
  • Google Bookmarks

Tags:

No comments yet.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.