Vuelta al Mundo BMW Riders 6ª Etapa Los Angeles- Seattle

Fecha: 15 a 27 Junio 2006. Pilotos: P. Bosch, M. Oliver, F. Serra, L. Olivé.

Estados: California, Oregón-Washington. Longitud: 4.000 km. Entorno: Montañas, bosques, praderas. Terreno: Asfalto 100%.

15-06-2006

Nos levantamos tempranito, para ir a recoger las 4 motos al concesionario BMW de Los Angeles , donde ya nos esperaban y nos atendieron perfectamente. Nosotros estábamos muy ilusionados y expectantes. Habíamos preparado minuciosamente el recorrido a efectuar, dejando siempre puertas abiertas a la improvisación y teniendo en cuenta las cosas imprevistas que podían pasarnos y que nos obligarían a adaptarnos a las circunstancias.

Las motos estaban preparadas y solo les tuvimos que poner gasolina para emprender la marcha. Asi lo hicimos y después de cargar los equipajes, salimos de Los Angeles dirección Norte por la carretera de la costa del Pacífico, una carretera sinuosa, con vistas al mar y muy larga. Tomamos una fotos, en un día muy claro, con mucho sol y caluroso. Esta carretera esta muy bien de piso, pero tiene un tráfico muy intenso. Dormimos en ruta en un Motel cerca de Carmel.

16-06-2006

Este día, nos levantamos muy temprano (El jet lag) y llegamos a San Francisco, esa ciudad maravillosa del Oeste de los EEUU. Visitamos lo mas importante, pues ya todos habíamos estado en varias ocasiones anteriormente y nos alojamos en un Hotel, un poco cansados, no sin antes dar cuenta de una buena cena.

17-06-2006

Después de cruzar el Golden Gate y visitar Sausalito, emprendimos de nuevo la ruta hacia el Norte, por carreteras secundarias, pero en buen estado, no sin tomar algún “atajo” de pistas de tierra y carreteras sinuosas de montaña, con puertos nevados, que alguna vez nos obligaron a dar media vuelta. Este día fue muy divertido , pues no había mucho tráfico en esas carreteras y pudimos disfrutar del paisaje y la aventura con las motos. Vimos lagos y mas lagos, bosques con altísimos árboles, puertos de montaña, nieve en cantidad y pasamos de un calor asfixiante a verdadero frío. Incluso pudimos ver algunos animales salvajes (aves, ciervos, ardillas, etc) Pero lo mejor del día aun estaba por llegar. De pronto, empezamos a subir un puerto y de repente apareció un paisaje increíble, maravilloso … el Crater Lake, un lago espectacular, que se formó en el cráter de un volcán que merece la pena visitar y que nos encantó. Desde lo alto se divisa un paisaje único, donde se puede apreciar la diversidad de bosques, toda clase de árboles, montañas, rios, etc. Dormimos en un Motel situado en una pequeña población.

18-06 y 19-06

Dia de ruta, adelantando camino hacia Oregón. Visitamos la región vinícola de Napa, muy interesante y donde se obtienen la mayoria de vinos de origen California de los EEUU. Tuvimos la suerte de encontrar un restaurante buenísimo, donde degustamos buenas ensaladas y carne de ternera al grill. Todo el Estado de Oregón es precioso. Cada vez hacía mas frío, en cuanto se ponía el sol y teníamos que abrigarnos. Pasamos estos dos día en ruta hacia el norte, visitando pequeñas localidades de este Estado tan bonito.

20-06-2006

Después de levantarnos y de tomar un buen desayuno, emprendimos de nuevo la marcha hacia el Norte, parando en cada localidad que nos interesaba, y teniendo como destino final Mount Rainier Park. Este famoso parque de los EEUU, aunque no es de los mas grandes, tiene especiales atractivos. Llegamos ya avanzada la tarde y nos alojamos en un Motel que previamente teníamos reservado. Pero… oh sorpresa, en este cerrado valle, no teníamos cobertura de teléfonos móviles y tampoco podíamos conectarnos a Internet. Aquí si que estábamos en un lugar apartado y poco concurrido. Los habitantes son autóctonos, con carácter abierto y especiales, aunque muy amables y serviciales. Cenamos en un ambiente familiar y descansamos en confortables camas, pero con calefacción!!!

21-06-2006

Al levantarnos, observamos que el día, estaba un poco nublado, por primera vez desde que estábamos circulando en las motos. Queríamos hacer una excursión a pié por senderos, pero la niebla baja de primera hora de la mañana nos hizo desistir y por lo tanto, desayunamos tranquilamente el desayuno campestre que nos ofrecieron y partimos de nuevo en moto. La niebla se despejó a media mañana. Visitamos parte del Parque subidos en las motos, parando a cada rato para disfrutar de las vistas y salimos de ruta, esta vez hacia la costa, llegando por la tarde a una localidad costera denominada Port Angeles, un lugar interesante, donde hay restaurantes especializados en pescados y mariscos. De allá salen muchos Ferrys con destino a las numerosas islas. Buscamos un Hotel, que resultó ser muy confortable, cenamos una cena muy buena y copiosa que es la especialidad del lugar, patas de cangrejo y después de pasear un rato, nos fuimos a descansar.

22-06-2006

Por la mañana temprano nos informamos de los diferentes Ferrys que partían y decidimos dirigirnos a la isla Victoria (Canadá). Teníamos que aprovechar la ocasión de estar en ese lugar para ir al vecino país. Así es que nos embarcamos, motos y nosotros cuatro, en un barco bastante moderno que hacía la travesía hasta la citada localidad canadiense. Después de aprox. una hora y media de navegación tranquila, llegamos a la ciudad de Victoria, que nos pareció preciosa y donde decidimos pasar una noche. Por la tarde visitamos la ciudad, que es preciosa y vale la pena. En ésta época, está llena de flores de todos los colores, ambiente por las calles y es precioso. Nos alegramos de haber venido. Paseamos mucho y acabamos rendidos.

23-06-2006

Dormimos como troncos y nos despertamos con ganas de moto. Así es que nos dispusimos s visitar esta isla canadiense. Es una isla muy bonita, llena de laguitos y paisajes espectaculares. Por la tarde tomamos otro Ferry que nos condujo de nuevo al continente, cerca de Vancouver. Una vez de nuevo en tierra, y por una carretera que transcurre al lado de la costa, después de recorrer unos 120 Km., llegamos a la estación de esquí de Wisthler. Esta estación, que es una de las mas grandes de Canadá, tiene una intensa vida también en los meses de verano, porque las pistas de esquí mas bajas, se emplean para descensos en mountainbike y hay mucha gente que practica ese deporte.Se pegan unas piñas !!! Llegamos a media tarde y nos dedicamos a buscar un Hotel, que no fue fácil, porque era viernes y la gente de Vancouver venía a pasar el fin de semana y estaban casi todos llenos. Finalmente encontramos uno algo especial, pues teníamos habitaciones que eran más bien un mini apartamento, que una habitación normal de un Hotel.

24-06-2006

Queríamos pasar este día en ésta localidad y conocerla.Nos enteramos de que se podía esquiar en un glaciar, y como el tiempo era magnífico, decidimos alquilar esquíes y botas, tomar los remontes y subir al glaciar, para hacer unas bajaditas !!! Nunca habíamos esquiado con ropa de moto y resultó una experiencia especial. Fue muy divertido y lo pasamos muy bien. Por la tarde, de nuevo en moto con dirección a la gran ciudad de Vancouver, donde llegamos a última hora de la tarde. No teníamos problema de Hotel, porque aquí, si habíamos reservado.

25-06-2006

Nos levantamos mas tarde de lo habitual y pasamos todo el dia en Vancouver, visitando esa bonita ciudad. Por la mañana fuimos a la zona portuaria, donde se ofrecen variedad de actividades turísticas. Alquilamos cuatro bicicletas para hacer un recorrido que transcurre por un parque muy bonito alrededor de la costa. Esto fue muy agradable, porque de nuevo, el tiempo nos acompañaba, hacía un sol espléndido y mas bien calorcito. Al dejar las bicis y en la misma zona del puerto, quisimos subirnos a un hidroavión, para realizar un recorrido por la zona y experimentar la sensación de despegar y aterrizar desde el mar. Asi lo hicimos y contratamos uno de cuatro plazas mas la del piloto. Salimos normalmente y despegamos, elevándonos lentamente y tomando dirección hacia el interior, precisamente hacia Wisthler, donde habíamos estado el día anterior y verlo también desde el aire. La idea era atractiva, pero ay… al adentrarnos sobre las montañas, hubo un fallo en el único motor del hidroavión. El piloto habló enseguida con su torre de control, que le ordenó dar media vuelta e “intentar” llegar. Asi lo hizo y muy asustados todos, afortunadamente, llegamos sanos y salvos, pero con un pistón agujereado. Fue tan grave y corrimos un riesgo tan alto, que nos devolvieron el dinero de los pasajes. En fin…, no tuvimos un momento de respiro, pero bien. Celebramos esta suerte con una estupenda cena.

26-06-2006

Después de estos interesantes días en Canadá, pasamos la frontera hacia los EEUU, no sin antes hacer una cola en la frontera de casi una hora. Nos dirigimos a nuestro nuevo destino, una pequeña isla del pacífico, muy cercana a la costa, denominada Orcas Island. Después de tomar un Ferry, llegamos y nos alojamos, no sin antes dar una vuelta, para comprobar que se trataba de una isla muy turística en esa época del año (turistas de la 3ª edad). No tiene mas relevancia.

27-07

Ya nuestra última etapa. Después de regresar con otro barco al continente de los EEUU, y de recorrer aprox. unos 100 Km llegamos a la importante y populosa ciudad de Seattle. Entregamos las motos “sanas y salvas” al concesionario de BMW local, como estaba previsto y sin problema ninguno. Las motos respondieron perfectamente y no tuvimos casi ningún problema. Únicamente cositas normales que suceden, se solucionan fácilmente y no tienen ninguna importancia. Nos despedimos de las motos, deseando que el próximo grupo siga disfrutando como nosotros lo hemos hecho. Al dia siguiente emprendíamos el viaje de regreso a Barcelona, no sin algo de tristeza y nostalgia, después de haber disfrutado mucho con las motos y en la etapa que se nos adjudicó y que tuvimos el placer de recorrer. Siempre te quedas con la duda de si aun podíamos haber aprovechado más todos y cada uno de los momentos vividos. Seguro que se puede sacar todavía mayor provecho, pero… en fin son cosas que siempre se piensan, pero que es normal. Nos sentimos muy satisfechos con lo vivido. En resumen, una experiencia única, inolvidable, que contaremos a nuestros nietos y que ha calado muy hondo en todos nosotros.

Muchas gracias a toda la organización. Un fuerte abrazo.

LA RUTA DE LOS EXPLORADORES. Por Jos Martín

Juan Rodríguez Cabrillo no pudo terminar con vida su expedición. Murió en la isla de San Miguel después de haber avistado la bahía de Monterrey, la de San Francisco y alcanzado lo que hoy se conoce como Point Reyes, cuyas orillas forman un hermoso parque nacional marino, Su piloto, Bartolomé Ferrelo, continuó la obra de su capitán. Navegó hacia el norte y desembarcó en Cabo Blanco para dirigirse hacia las cercanías de lo que hoy es Springfield, en Oregón.

La carretera que lleva desde Los Ángeles a Seattle comienza paralela a la costa, pero pronto toma la senda hacia el interior y no la abandona hasta llegar a las puertas de la bahía de San Francisco. En 1775 Juan Manuel de Ayala cruzó el Golden Gate y lo primero que hizo fue levantar un mapa de aquella bahía tan asombrosa. Un año más tarde, treinta y cuatro familias españolas se instalaron y prosperaron en lo que ellos llamaron Yerba Buena y los misioneros que llegaron con ellos, San Francisco de Asís. Aquello fue el embrión de la actual San Francisco. El viajero se da cuenta en seguida de que está ante la ciudad más bella de Estados Unidos y una de las más interesantes en las áreas de la cultura y el pensamiento. De sus universidades (Berkeley y Standford) ha salido la mayoría de los premios Nobel americanos. Más allá del estereotipo, de las colinas recorridas por tranvías rojos y amarillos, del puente más fotografiado, de sus elegantes rascacielos y sus barrios acogedores, o de la música y el arte que encierra, se esconde una ciudad viva que nada tiene que ver con sus colegas de la costa este.

La carretera toma de nuevo el interior. Para acercarse al Pacífico, hay que tomar la vía que lleva a Eureka y continuar hacia Crescent City. Merece la pena, porque en este tramo se encuentran algunos paisajes costeros muy hermosos y el parque nacional de Redwood, donde dicen que están lo árboles más altos del mundo. Luego, el camino se adormece al atravesar Oregón y Washington hasta llegar a Seattle.

Bibliografía

–San Francisco. Guías Acento. Madrid, 1993.

–The Atlas of North American Exploration. W. H. Goetzmann y G. Williams. University of Oklahoma Press, 1998.

–California & Nevada. Lonely Planet, París, 2004.

–USA. The Rough Guide, Londres, 1999.

–Canadá. Lonely Planet. Vic (Australia), 2002.

–Exploradores españoles olvidados. Sociedad Geográfica Española. Madrid, 1999, 2000, 2001 y 2002.

–Nutka 1792. Mercedes Palau. Ministerio de Asuntos Exteriores. Madrid, 1998.

–Diario y aventuras en Nootka. Johm R. Jewitt. Historia 16. Madrid, 1990.

Comparte mi contenido
  • Facebook
  • Twitter
  • Add to favorites
  • Google Bookmarks

Trackbacks/Pingbacks

  1. El proyecto vuelta al mundo | Gustavo Cuervo - 16 septiembre, 2012

    […] 6.-Los Angeles-Seattle […]

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.